“La impresión de órganos va a llegar en los próximos diez o veinte años”

Adén Diaz Nocera, creador de LIFE SI, cuenta sobre las posibilidades de imprimir órganos y tejidos que habilitará esta tecnología en un futuro nada lejano.

bioprinter

“Nos dedicamos al desarrollo de bioimpresión 3D, con un principio similar al que utiliza una impresora 3D de plástico pero en este caso trabajamos con materiales biológicos”, explica Aden Díaz Nocera, creador de la empresa cordobesa LIFE SI que lleva instaladas varias bioimpresoras en el país y desde hace poco una en Francia. “Esta tecnología tiene como fin la fabricación de órganos y tejidos biológicos funcionales pero fabricados de forma artificial a través de esta impresión”.

– ¿Qué tejidos se pueden imprimir?

– Principalmente se trabaja con tejidos más “simples”, avasculares como el cartílago, yendo a tejidos de órganos más complejos. En Tel Aviv, Israel, lograron imprimir un modelo de corazón no funcional pero con células ya incorporadas.

Nosotros venimos desarrollando tecnologías para investigadores desde hace unos seis años y todos los años lanzamos un modelo nuevo de bioimpresora mejorada en función de la devolución que tenemos de los investigadores que ya están utilizando nuestra tecnología acá en Argentina. Este año tuvimos la posibilidad de hacer el lanzamiento del modelo 2019 en un taller de bioimpresión 3D para investigación en cáncer en Francia y dejamos una impresora instalada allá.

– ¿En qué estado de desarrollo está la bioimpresión 3D?

– Hay muchas posturas y muchas variables a tener en cuenta. Lo que se habla es que la aplicación clínica de órganos complejos va a llegar en los próximos diez o veinte años y algunas de las cosas que hay que resolver aún son de índole biológica como lograr que los órganos que se están imprimiendo sean funcionales, todavía no hay pruebas en humanos y por otro lado tampoco está resuelta la regulación, a nivel mundial, de la bioimpresión 3D. Las bioimpresoras instaladas en Argentina se están utilizando para la parte biológica, hacer modelos de piel; aplicaciones en farmacia, impresión de medicamentos y en algunos casos para regeneración de tejido óseo.

Adén explica que uno de los casos en los que está trabajando LIFE SI es en la impresión, en base la tomografía, de un modelo de una vértebra de una paciente. Para ello se utilizó un biocerámico que es conductor de la regeneración del tejido óseo, que si se implantase en el cuerpo regeneraría hueso en esa zona y con esa forma. Con esta prueba de concepto, no clínica, se logró imprimir una réplica exacta de la estructura anatómica de la paciente con materiales que regenerarían el hueso una vez implantados.

– ¿Qué aspectos bioéticos están involucrados en la bioimpresión?

– Hay cuestiones muy interesantes para empezar a discutir desde lo religioso como qué pasaría con las religiones que no permiten el trasplante de tejidos, ya que esto no sería un trasplante sino un implante con células del paciente. Otra discusión se da en torno a la propiedad intelectual del órgano, hay trabajos que plantean quién va a ser el dueño del órgano que se fabrique, si va a ser el laboratorio que lo fabrique o el paciente que entregó las células y la geometría a partir de las imágenes.

– ¿Qué aplicación ves como más próxima?

Seguramente llegue pronto la bioimpresión de tejidos para el testeo de distintas drogas. Esto se está trabajando en el laboratorio de Francia donde dejamos una impresora. Se hacen biopsias de un tumor, replican ese tumor varias veces y a cada uno le aplican una quimioterapia diferente para identificar cuál es la quimioterapia óptima para ese paciente. 

Nosotros además hemos desarrollado un equipo de microfuídica para generar estos dispositivos que funcionan como un órgano en particular, se siembran las células del paciente en este chip y ahí se pueden bombear distintas drogas para evaluar cuál sería la respuesta que tendría el paciente y encontrar así la terapia óptima para aplicarla en el paciente. Esto está en el marco de la tendencia que hay en salud hacia la medicina personalizada.

 


Página de LIFE SI: https://lifesi.technology


No hay comentarios

Añadir más